Viernes, septiembre 23rd, 2011 | Author:

Ubicada en uno de los más bellos paisajes de la costa gallega, con la ciudad de La Coruña en el horizonte y abierta a su hermosa bahía, se alza la Casa de Jaz, reconstruida a principios de siglo. En origen, Jaz era una extensa finca que bordeaba una de las construcciones más antiguas de La Coruña, el palacio de Parróte, una edificación de estilo gótico, con su propia capilla, cuyaj torre fue quemada por el pirata Drake, según cuenta la leyenda. Completamente abandonado y destruido por el j incendio, fue a principios de siglo cuando doña Lucía! Ozores Saavedra, hija de los marqueses de Aranda y nieta del duque de Rivas, se enamoró de su privilegiada ubicación y decidió reconstruirlo para convertirlo en su nuevo hogar. Así fue como el antiguo palacio cambió su aspecto primitivo para convertirse en una alegre y acogedora casa de campo, que conserva intacta su hermosa iglesia de estilo gótico, y que muy pronto se convirtió en uno de los más importantes centros de reunión de la alta sociedad de La Coruña, visitado entre otros personajes ilustres, por el rey Alfonso XIII, su esposa Victoria Eugenia y miembros de la familia real. Mención aparte merece el extenso jardín que rodea la vivienda, diseñado por el célebre paisajista catalán Mi-rambel, con laberínticos setos de boj caprichosamente recortados al estilo francés.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in